Blog E-motivation

E-MOTIVATION es una Newsletter quincenal nacida en 2004, a la que puedes suscribirte gratuitamente. En este Blog se comparten los artículos pero no los contenidos exclusivos que sólo envio a mis suscriptores.

objetivos grandes

OBJETIVOS GRANDES: MOTIVACIÓN GIGANTE

separador-rosa

Uno de mis grandes objetivos es subir al Kilimanjaro, la montaña más alta de África con 5898 m. Para llegar a ella hay que hacer un trekking de más de una semana, una de cuyas mayores dificultades es aclimatarse a la altura.

¿Y por qué ese objetivo? Es algo que sueño desde pequeña pero no sé exactamente el por qué. Tal vez porque me influyó la película de 1952 “Las nieves del Kilimanjaro” basada en la novela del mismo nombre de Ernest Hemingway. O simplemente porque quiero llegar al techo de África (ya conoces mi pasión por el continente ;-))

Lo realmente importante de este objetivo es que es tan ambicioso, tan grande … que me produce una motivación gigante. En lugar de pensar que es inalcanzable me impulsa a “ponerme las pilas” y a me entrene para ello con muchas ganas, lo que no conseguiría con un objetivo más “razonable” o más pequeño.

Y es que si queremos descubrir las ilimitadas posibilidades que hay dentro de nosotros debemos encontrar un objetivo lo bastante grande y grandioso como para que nos empuje a ir más allá de nuestros límites y nos permita descubrir nuestro verdadero potencial, en lugar de conformarnos con pequeños objetivos para no frustrarnos si no los conseguimos.

Hay muchas personas que saben lo que deberían hacer en la vida pero que nunca lo hacen. Puede que se debe a que les falta el impulso que sólo puede aportarles un futuro realmente motivador.

Cuando le preguntan a Tony Robbins: ”Tony ¿de dónde sacas tu energía? Con toda esa intensidad no es extraño que hayas alcanzado tanto éxito. Yo no tengo tu impulso, supongo que no me siento motivado, que soy perezoso”.

Tony suele responder: “¡No eres perezoso! ¡Sólo tienes objetivos impotentes!” y añade: “Mi nivel de excitación e impulso procede de mis objetivos. Cada mañana, al levantarme, incluso cuando me siento físicamente agotado por la falta de sueño, sigo encontrando el impulso que necesito porque mis objetivos me resultan muy estimulantes.

Hacen que me levante pronto, que me acueste tarde y me inspiran para reunir mis recursos y utilizar todo aquello que pueda encontrar dentro de la esfera de mi influencia para convertirlos en realidad. Esa misma energía y sentido de misión se halla disponible para ti, pero jamás se verá despertada por objetivos débiles.”

Nunca olvidaré esa lección la primera vez que asistí a un curso con Robbins allá por el año 2004, y lo primero que hice fue aplicármela marcándome como objetivo trabajar con Tony Robbins y estar sobre el escenario de su mítico curso “Descubre el Poder que Hay en Ti”. Como así fue 😉

El primer paso consiste, pues, en desarrollar objetivos más grandes, inspiradores y desafiantes.

Pero, ¿qué pasa con las personas que dicen que no tienen objetivos?

La mente humana siempre anda persiguiendo algo, aunque no sea más que la habilidad para reducir o eliminar el dolor o para evitar cualquier cosa que conduzca a él. También le encanta guiarnos en la persecución de cualquier cosa que produzca placer. Todos tenemos sueños y metas aunque no siempre seamos conscientes a la hora de utilizar nuestros recursos.

Lo que sucede es que los objetivos de la mayoría de las personas consisten en seguir adelante, sobrevivir, pagar las facturas, pasar el día … Se ven atrapadas en el proceso de “ganarse” la vida en lugar de diseñarla. Con estos objetivos es muy difícil que despertemos y utilicemos la enorme reserva de poder que tenemos en nuestro interior. Y aunque no lo creamos, todos nuestros objetivos nos afectan, sean los que sean.

Objetivos pequeños: motivación pequeña.

Objetivos grandes: MOTIVACIÓN GIGANTE.

Y recuerda que tus circunstancias actuales no reflejan tu potencial definitivo, sino más bien el tamaño y la calidad de los objetivos sobre los que estás enfocando tu atención.

En el fondo lo que importa no es tanto alcanzar el objetivo sino la calidad de vida que se experimenta a lo largo del camino.

Muchas personas pasan por la vida dejando para después su alegría y felicidad. La verdad es que si decidimos ser felices ahora, lograremos más cosas. En lugar de medir el éxito y el fracaso únicamente por tu habilidad para alcanzar un objetivo específico, recuerda que la dirección que llevamos es más importante que los resultados individuales. Si sigues avanzando en la dirección correcta no sólo puedes alcanzar los objetivos que andas persiguiendo sino mucho más: una vida plena.

Isabel Circulo

Acerca de la autora

Isabel Sales

Coach, formadora y escritora
Licenciada en Filología Románica, Diplomada en Magisterio y Master en E-Learning.
Fundadora de Espai Coach y Tony Robbins Spain
Partner Oficial de Tony Robbins para España y Latinoamérica desde el año 2005 y miembro de su equipo de coaches: el Must Team
Partner de Deepak Chopra en su Reto de 21 días de Meditación en Español

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

mockup-libro1

Aprende cómo ciertos cambios en la percepción e interpretación de tus emociones negativas y nuevos hábitos de acción harán que:

Aceptes y escuches tus emociones negativas como la tristeza, el miedo, la ira y el asco porque están ahí para ayudarte.

Aprendas a descargar estas emociones y a integrarlas en tu vida sin sentirte culpable.

Disfrutes más de la vida, sintiendo un equilibrio hasta ahora desconocido para ti.

Con la lectura de este libro vas a descubrir que las emociones negativas
no son realmente negativas

Pin It on Pinterest

Share This